Consejos para trabajar con equipos remotos

Noviembre vino cargadito de eventos en Valencia y entre ellos uno de los más importantes fue  la StartupWeek (@vlcstartupweek) con charlas en diferentes lugares de la ciudad y de diferente temática.

En concreto una de las que más me gustó fue la impartida en Insommnia por Jordan Mirchev (@jordanmirchev) de Trello y Børge Dvergsdal (@borgedv) de Appear.in sobre Future of work, es decir, el “Futuro del trabajo”.

Y es que los Milleninials trabajan tienen diferentes espectativas de la vida que las anteriores generaciones y buscan diferentes motivaciones, siendo una de ellas conocer el mundo.

Por ello, buscan compañías que les permitan realizar su trabajo en cualquier lugar, es decir, que creen y fomenten el trabajo en remoto, motivándoles con ello a alcanzar uno de sus sueños.

Y es que aunque el trabajo en remoto pueda parecer complicado a primera vista, tiene muchas ventajas, entre ellas que las empresas pueden alcanzar a los mejores profesionales de todo el mundo.

Y es que no solo los Millenials, sino que determinados perfiles o no viven en el lugar donde está la empresa o no quieren ubicarse en un lugar específico. Y, como empresa, ¿vas a dejar escapar ese potencial por no adaptarte?

Lógicamente no todas las personas están capacitadas para saber o querer trabajar de esta forma.

La confianza y la responsabilidad son elementos claves que deben darse en empresa y empleado.

En mi opinión estos elementos son claves para cualquier forma de trabajo, no sólo debe darse cuando se trabaja a distancia. Porque sino se confía en esa persona o ella no es responsable para entregar el mejor trabajo posible, ¿cómo se va a delegar y crecer?

Siguiendo con el tema del trabajo en remoto, una de sus desventajas es que con la distancia es más complicado establecer vínculos entre los miembros del equipo. Jordan y Børge, especializados en ofrecer software que ayuda a salvar este problema nos contaban como ayudar a construir empatía entre compañeros y equipos que trabajan de forma remota.

Appear.in, es una compañía que desarrolla software para realizar videoconferencias de forma sencilla, llamadas metafóricamente “Rooms”.

Cuando se trabaja de forma remota el vídeo es una herramienta extremádamente importante para comunicarse.

Uno de los problemas que más se repiten (desde mi punto de vista) en las empresas es la falta de comunicación. Por ello, si ya en persona es un punto clave que cuesta conseguir (he visto empresas que un pasillo era peor que el Abismo de Helm) en remoto ésta debe ser muy consciente y fluída.

He trabajado en empresas con parte de las personas en remoto, y conseguir que el equipo tenga el mismo mindset es clave.

Por ello si se parte de un equipo que ha trabajado de forma presencial, se debe cambiar la mentalidad, que con las herramientas adecuadas y un poco de consciencia por parte de todos se puede conseguir.

Creo que es más sencillo integrar esta forma de trabajar cuando todo el mundo está en remoto y parte de la misma situación. Los problemas aparecen cuando la parte no remota habla y toma decisiones sin tener en cuenta a la parte remota, o no comunicándoselas de forma apropiada.

El establecimiento de normas y canales adecuados para cada tipo de comunicación es clave cuando se trabaja en remoto.

Consejos para trabajar de forma remota

Børge nos dan 10 consejos para trabajar de forma remota. Muchos de ellos aunque parezcan básicos, los he visto aplicados en empresas en las que he estado.

Consejos equipos en remoto

Recomiendo eso si, que como empresa tengan el Onboarding trabajado para que las nuevas incorporaciones conozcan su cultura de trabajo.

  1. Si de normal no se trabaja de forma remota, pero hay un día que se necesita (o se quiere) hacer, hay que anunciarlo el día anterior.
  2. Tener un calendario abierto donde se vea el estado y situación de cada miembro del equipo (lógicamente aplicando unos límites lógicos de privacidad).
  3. Si se está enfermo, se está enfermo. No es un día de trabajo remoto.
  4. Decir cada día “Buenos días” en Slack (o el canal de chat que se disponga). Asi los compañeros (que no pueden verte llegar a la mesa de al lado), saben que ya se está activamente trabajando.
  5. En el canal de chat se debe escribir una frase sobre lo que se va a trabajar ese día.
  6. Hacer ping de vez en cuando.
  7. Estar activo en el canal.
  8. Escalar conversaciones a vídeo.
  9. Decir adios y desconectar.
  10. Establecer una Room para un “CoffeeBreak” para hablar con los compañeros (no de trabajo) y disfrutar. Es decir, ya que no puedes hacer un descanso y tomar un cafe o comer con ellos, hay que buscar otras opciones

Otro de los consejose que nos da Jordan y Børge es que al menos una vez al año, toda el equipo debe juntarse. Y esto, puede hacerse de diferentes formas. Por ejemplo, si se trabaja de forma agile, puede que los diferentes PO y stakeholders deban juntarse una vez al mes o cada dos meses para decidir la dirección del producto.

Pero luego, una vez al año, toda la empresa se junta en un lugar común aprovechándo el encuentro para aparte de hacer dinámicas de grupo para conocerse y establecer vínculos, comunicar por parte de Managenment decisiones de empresa, OKRs…

Esto que puede parecer una gran inversión en verdad puede costar menos que el gasto de una o varias oficinas físicas.

Y es que gracias a todos los recursos existentes que se disponen, sería una pena no aprovechar el talento y los beneficios que un equipo multicultural y diverso puede ofrecer.

Por mi parte me encanta estar trabajando en el mismo lugar con mis compañeros porque me parecen muy enriquecedores los vínculos que se crean y las oportunidades de co-operación y de aprendizaje que surgen (que también aparecen en remoto, pero cuestan un poquito más). Pero soy partidaria de que es necesaria la posibilidad de trabajar en remoto.

¿Y tú? ¿Qué opinas del trabajo en remoto? ¿Se practica en tu empresa?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *